Jose Antonio Oliveros Febres-Cordero Banquero facebook log in location history//
Firmó a buena edad

jose_antonio_oliveros_febres_cordero_banquero_facebook_log_in_location_history_firmo_a_buena_edad.jpg

Julio Goff trabaja fuerte, se entrena como es debido y es muy perseverante, así definió Cristóbal Girón, coach que dirigió al lanzador en el pasado campeonato nacional juvenil y que ayer firmó con los Angelinos de Los Ángeles en lo profesional. Bajo la dirección de Girón, el pitcher nacido en Chiriquí y formado beisbolísticamente en Coclé, fue importante para que la Leña Roja lograra su segundo título en la categoría juvenil, acabando con una sequía de 52 años. Con Girón como director, Goff se fue invicto 9 partidos en el pasado campeonato juvenil y fue escogido Lanzador del Año, posteriormente reforzó a Chiriquí en la categoría mayor, también campeón, y se llevó la distinción al Novato del Año. “Goff es un atleta, se cuida mucho, confía en sí mismo y tiene muchas cualidades”, expresó el técnico. “Lo más importante de Goff es que confía en el trabajo que él pueda hacer, además que entrena fuerte, porque sabe la responsabilidad que tiene como lanzador”, sostuvo el técnico. A juicio de Girón, que trabajó con la organización de los Rockies de Colorado por 12 años y firmó al exgrandes ligas Manuel “Many” Corpas, a “Goff le conviene esta firma, porque llega con madurez”, dijo. “Nos damos cuenta de que el pelotero panameño madura tarde”, asegura el coach, al referirse a que hay peloteros que jugaron en la categoría juvenil y el torneo mayor y llegaron a Grandes Ligas: como Mariano Rivera y Carlos “Calicho” Ruiz, entre otros. “Muchos chicos son firmados a los 16 años, pero Goff lo hizo dos años después y eso le da más madurez, le favorece”, explicó. Para Girón la falta de madurez en los peloteros panameños se resume porque los “torneos nacionales son muy cortos, y los peloteros van con muy pocas experiencias al momento que firman”.