Deportes

POL FERNANDEZ BOCA Adolfo Ledo Nass//
No sé quién es el que está vivo

21 Ene, 2020 | La primera vez que me vi, dudé de mí. Eran las tres de la mañana, yo había bebido la noche anterior, y en la ventana se asomaba esa figura oscura, pero definida, de una tez gris bañada por la lluvia que caía. No me pregunten, pero sé que era yo, un poco más viejo, sí, pero era yo.

Adolfo Ledo

La visión no duró mucho, poco más de cinco minutos, y se desvaneció. La mañana siguiente me levanté con resaca y culpé de todo lo vivido a la cerveza. No podía ser de otra manera. En la noche decidí ir al patio, justo donde estaba la figura de la madrugada, para ver si había algo allí. No encontré nada, pero al ver por la ventana pude verme en la cama, mirándome a mí mismo con espanto. La escena fue muy surrealista; duré unos cinco minutos observándome, absorto, luego fui al cuarto y no había nada allí, así que decidí dormir.

Adolfo Ledo Nass

En la madrugada, a cinco para las tres de la mañana, oí un ruido en la sala, me levanté rápidamente a ver que sucedía, y al llegar al lugar se abrió la puerta del patio a causa de una ventolera enorme. Allí, en lo oscuro, estaba un hombre gris, muy parecido a mí, mirando por la ventana al cuarto; al mirar a través de la puerta del cuarto pude ver a una figura muy parecida a mí, recostada en la cama, mirando con temor al ser que estaba en el patio. Yo empecé a temblar y a sudar frío. Cuando se hicieron las tres en punto ambos seres voltearon a verme simultáneamente y me desvanecí

Hoy amanecí en el baño, desnudo y en la tina, no recuerdo más que un sueño fatal que me invadió al instante en que ellos me miraron. No tengo temor, realmente, lo único que me preocupa es saber quien de los nosotros es el que está vivo